Todo lo que debes saber del Modelo Canvas a rasgos muy resumido

Para dar una definición del modelo de negocio de una compañía o proyecto, se suele manejar el denominado Modelo CANVAS, perfeccionado por Alexander Osterwalder. El cual trata de, hacer que el proceso de avance de un nuevo estándar de negocio examine todos los aspectos claves que la futura organización comercial ha de apreciar observándolos de forma compuesta en un gráfico. Para hacerlo, el modelo posee una división de 9 secciones básicas o módulos que reflejan la razón que persigue una empresa para concebir los ingresos y que envuelven las principales plazas de un negocio como clientes, infraestructuras, oferta y viabilidad financiera. Debe ser llenado de derecha a izquierda, pegando notas autoadhesivas o post-it en cada componente, con el objetivo de poder ir colocando y quitando opiniones o ideas sin necesidad de tachar, es una manera que esté constantemente a la vista. No se trata de acumular frases, ni definiciones largas, si no palabras cortas que sean expresivas y concretas.

Todos los bloques existentes deben estar relacionados entre sí y no son independientes. Trabajan como el mecanismo de una máquina y cada uno puede condicionar y ser condicionado por los demás. Estos segmentos o bloques pueden ser los clientes, donde se integran los diversos grupos de compañías o personas a las que va dirigida la actividad de la empresa en cuestión. Luego se encuentra la propuesta de valor. Donde esencialmente, se busca definir aquello que hará que un consumidor nos elija y que será una composición de diferentes elementos cuantitativos y cualitativos que atiendan a las insuficiencias de ese segmento. Los aspectos de un bien o servicio que logran generar valor pueden ser el precio, el diseño, la accesibilidad, la marca, la rapidez de servicio, las funcionalidades, la posibilidad de personalización, entre otros.

Ahora bien, en el Modelo Canvas se deben incluir los canales de distribución y el modo como se piensa dar a conocer el servicio o producto, como distribuirlo o venderlo. Deben estar descritas las técnicas a utilizar para comunicarse con los clientes del segmento anterior y la forma que se les hará entrega los servicios o productos. No puede olvidar agregar el segmento de relación con los clientes, donde puede puntualizar si la comunicación será de forma automatizada, personal o contemplar el nacimiento de comunidades de individuos para la creación en conjunto de nuevos contenidos. Luego ingrese las fuentes de ingreso, un punto bastante delicado pues se debe agregar al detalle cómo se busca conseguir los ingresos que argumentan la existencia de la compañía. Un segmento similar es el de los recursos claves como las patentes, personal a utilizar, la maquinaria y los recursos financieros.

Las actividades clave no pueden faltar, pues se componen de las acciones a tomar para que el modelo de comercio pueda funcionar y de las cuales pueden ser tres tipos, la primera es la solución de problemas, la producción y la plataforma que va a utilizar como software, Internet, redes de distribución, entre otros. No olvide las asociaciones clave con los que se consideran competidores y los que no. Tampoco la estructura general de costes donde irá reflejado el capital necesario para que la idea se ponga en marcha.

Mostrar más

Publicaciones relacionadas

Botón volver arriba